Chapter 20:

¿Por qué el Tabernáculo de David? (4 de 4)

Este Post también está disponible en: English Deutsch Indonesia

En el estudio Israel Nazareno explicamos cómo la casa de Israel (Efraim) entró en cautiverio espiritual en la dispersión asiria, pero también cómo un día regresarían. Amós también profetizó acerca de esto. Amós nos dice que los rebeldes del pueblo de Yahweh serán completamente destruidos (en la Gran Tribulación), y sin embargo, al mismo tiempo, Yahweh tamizará con un tamiz de entre todas las naciones, de tal manera que ni siquiera el grano más pequeño (es decir, ni el menor de los Efraimitas) caerá al suelo. Yahweh traerá a Efraim de vuelta a Su tierra, para morar en ella para siempre. Pero lo que necesitamos ver aquí es que la manera en que Yahweh planea llevar a cabo este tamizado es restableciendo el Tabernáculo de David. Así es como se lee la Nueva Versión King James, con los nombres apartados corregidos.

Amós 9:9-12
9 “Porque ciertamente mandaré, y tamizaré la casa de Israel entre todas las naciones, como el grano se tamiza en un tamiz; Sin embargo, ni el grano más pequeño caerá al suelo.
10 Todos los pecadores de Mi pueblo morirán por la espada, todos quienes dicen: ‘La calamidad no nos alcanzará ni nos enfrentará.’
11 “Ese día levantaré el tabernáculo de David, que ha caído, Y repararé sus daños; Voy a levantar sus ruinas, y reconstruirlo como en los días de antaño;
12 para que posean el remanente de Edom, y todos los gentiles que son llamados por Mi nombre”, dice Yahweh, quien hace esto.”

Hay una discrepancia importante en el versículo 12. Esto se debe a que, aunque la mayoría de las versiones principales son generalmente precisas (con la excepción de los nombres apartados), hay algunas diferencias o, más bien, errores sospechosos. Y muchos de estos errores tienen que ver con el hecho de que estas versiones principales traducen sus secciones del Pacto Antiguo directamente desde el Texto Masorético Hebreo, asumiendo que es el original. Sin embargo, mientras que muchos Judíos Ortodoxos afirman que el Texto Masorético Hebreo es el original, la verdad es que no lo es. Es simplemente lo mejor que tenemos.

Incluso el nombre “Texto Masorético” comprueba el hecho de que hay alteraciones en el texto, porque el término Masorético proviene de la palabra hebrea Masorah,que significa “tradición”. Por lo tanto, el Texto Masorético Hebreo es literalmente el Texto Hebreo Tradicionalista. Además, Yeshúa habló en contra de los escribas (Caraítas) y los fariseos por el hecho de que sus tradiciones anulan la palabra de Elohim.

Mattityahu (Mateo) 15:3
3 Respondió Él y les dijo: ¿Por qué también quebrantan el mandamiento de Elohim por su tradición?

La razón por la que tenemos un Texto Hebreo Tradicionalista es que, a pesar de las buenas técnicas de escritura Judía, a lo largo de los siglos, se fueron infiltrando errores en el texto. Por esa razón, en la Edad Media había una serie de textos diferentes, y un grupo de escribas Caraítas (Saduceos) llamados los Masoretas, se comprometieron a estandarizar el texto. Y, como cabría esperar, mientras lo estandarizaban, lo estandarizaron para que se ajustara a su tradición (es decir, a su gusto).

Los Masoretas también añadieron un sistema de puntos vocales, que no existían en forma escrita antes de la Edad Media. (Por ejemplo, no hay puntos vocales en los Rollos del Mar Muerto.) La razón por la que esto importa es que en Hebreo (como en otros idiomas), si agregas vocales, o cambias las vocales, cambias el significado de las palabras, y cuando cambias los significados de las palabras, cambias el significado de la Escritura. Esta puede ser la razón por la que Yahweh dice que los escribas (Caraítas) y los sabios han rechazado Su palabra.

Yirmeyahu (Jeremías) 8:8-9
8 “¿Cómo pueden decir; “Somos sabios y la Torah de Yahweh está con nosotros”? Miren, la pluma mentirosa de los escribas sin duda la ha convertido en falsedad.
9 Los sabios están avergonzados. Están espantados y consternados. He aquí, han rechazado la palabra de Yahweh; Entonces, ¿qué sabiduría tienen?”

La historia registra que hubo otras alteraciones antes de los Masoretas. (Los interesados pueden buscar las 134 Enmiendas de los Soferim, y las 18 Enmiendas de los Soferim). Pero lo que tenemos que ver aquí es que Amós nos dice que la razón por la que Yahweh está levantando el Tabernáculo de David de nuevo es para que la casa de Israel pueda poseer el remanente de Edom (es decir, Esaú), y todos los Gentiles que invocan Su nombre. Excepto que esto se lee de manera muy diferente a como se cita en Hechos 15:14-17. Hechos 15:14 al 17 dice que la razón por la que Yahweh levantará el Tabernáculo de David de nuevo es para que el resto de LA HUMANIDAD pueda buscar a Yahweh.

Ma’asei (Hechos) 15:14-17
14 Simón ha contado la manera en que Elohim visitó al principio a los gentiles, para sacar de ellos un pueblo para Su Nombre.
15 Y con esto concuerdan las palabras de los profetas, tal como está escrito:
16 “Después de esto volveré y reconstruiré el tabernáculo caído de David; Reconstruiré sus ruinas, y las levantaré;
17 para que el resto de la humanidad busque a Yahweh, y todos los gentiles sobre los cuales es invocado Mi Nombre, dice Yahweh, que hace todas estas cosas”.

En hebreo, la diferencia entre Edom (אֱדוֹם) y Adam o la humanidad (אָדָם) son esencialmente las vocales escritas (que solo se escribieron después del tiempo de Amós). Sin embargo, si es Adam y no Edom, la diferencia es enorme.

En este sentido, también debemos señalar que la LXX o Septuaginta era una traducción oficial del Tanaj al griego. Fue encargada por los rabinos unos cientos de años antes de la llegada de Yeshúa. En Amós 9:12 se usa la palabra antropo,que significa “humanidad”.

Amós nos dice en el versículo 9:9 que el propósito de Yahweh al poner el Tabernáculo de David de nuevo es tamizar la casa de Israel (Efraim) fuera de todas las naciones, a medida que el grano se tamiza con un tamiz.

Amós 9:9-12
9 “Porque ciertamente mandaré, y tamizaré la casa de Israel entre todas las naciones, como el grano se tamiza en un tamiz; Sin embargo, ni el grano más pequeño caerá al suelo.
10 Todos los pecadores de Mi pueblo morirán por la espada, todos quienes dicen: ‘La calamidad no nos alcanzará ni nos enfrentará.’
11 “Ese día levantaré el tabernáculo de David, que ha caído, Y repararé sus daños; Voy a levantar sus ruinas, y reconstruirlo como en los días de antaño;
12 para que posean el remanente de Edom [es decir, Adam], y todos los gentiles que son llamados por Mi nombre”, dice Yahweh, quien hace esto.”

Debido a esto, tiene sentido que el versículo 12 diga “remanente de la humanidad” (es decir, Adam), en lugar de sólo el remanente de Edom (Esaú), ya que el objetivo es poseer el remanente de toda la humanidad.

¿Por qué un Tabernáculo de David?

En capítulos anteriores vimos que el Rey David no era un Levita, sino un Judío, y que también pudo haber nacido fuera del matrimonio. Debido a esto, no había manera de que él o sus hijos hubieran servido como cohanim (sacerdotes, ministros) en el tabernáculo Levítico. Sin embargo, el Rey David y sus hijos podían oficiar en el Tabernáculo de David, porque era de la orden Melquisedeciana.

Shamuel Bet (2 Samuel) 8:18
18 Benaiah hijo de Jehoiada estaba sobre los queletitas y los peletitas; y los hijos de David eran cohanim [כֹּהֲנִים]

Es por eso que el Tabernáculo de David era importante, ya que así como David y sus hijos pudieron servir como sacerdotes [cohanim] después de la orden de Melquisedec, también el descendiente del rey David, Yeshúa el Mesías, podría servir como (el Sumo) Sacerdote.

Tehilim (Salmos) 110:4
4 Yahweh ha jurado y no cederá: “Eres sacerdote para siempre según la orden de Melquisedec.”

Ahora bien, tomemos en cuenta que los rabinos consideran que Yeshúa nació ilegítimamente, y también consideran que los Efraimitas son ilegítimos en este punto. Por ejemplo, el Talmud de Babilonia: Tratado de Yevamot 17a, nos dice que cuando los Efraimitas entraron en Asiria, no se movieron de Asiria hasta después de haber engendrado “niños extraños” (בנים זרים).

Cuando mencioné el asunto en presencia de Samuel me dijo que [los Efraimitas] no se mudaron de allí hasta que [los sabios Judíos] los habían declarado [a los Efraimitas] como perfectos paganos; como se dice en las Escrituras, han tratado traicioneramente contra el Señor [sic], porque han engendrado hijos extraños [בנים זרים].
[Talmud Tractate Yebamot 17A, Soncino]

En hebreo, la frase “niños extraños” es “b’nim zarim” (בנים זרים). Este término “zarim” (extraño) está relacionado con la palabra hebrea para un bastardo, que es un “mamzer” (מַמְזֵר), tal como vimos en el capítulo sobre el Rey David. Sin embargo, desde al menos una perspectiva, los hijos de Efraim son verdaderamente ilegítimos en este punto, ya que Efraim ha sido desechado (mientras que Judah sigue al menos técnicamente casado con Yahweh).

Yeshayahu (Isaías) 54:1
1 “Canta, Oh estéril, ¡Tú que no has dado a luz! Irrumpe en canto, y grita en voz alta, ¡Tu que no has estado en trabajo de parto! Porque más son los hijos de los desolados [Efraim] que los hijos de la mujer casada [Judah]”, dice Yahweh.

Fíjate también en la relación temática con el hecho de que Yahweh le dijo a Hoshea (Oseas) que tomara una ramera como esposa, para que pudiera tener hijos de adulterio.

Hoshea (Oseas) 1:2
2 Cuando Yahweh comenzó a hablar por Hoshea, Yahweh le dijo a Hoshea: “Ve, tómate una mujer adúltera, y ten hijos de adulterio, porque la tierra ha cometido grandes adulterios al apartarse de Yahweh”.

Irónicamente, los Ortodoxos consideran que Yeshúa nació fuera del matrimonio, cuando, en cambio, nació del Espíritu (así como también nosotros procuramos nacer de Su Espíritu). ¿Podemos ver el paralelo?

En el tabernáculo Levítico, sólo el Sumo Sacerdote podía acercarse al Arca, e incluso, sólo una vez al año, con la sangre. Sin embargo, en el tabernáculo del rey David, todos eran libres de venir ante el Arca, que es un símbolo de Yeshúa (el cual habita en el Asiento de la Misericordia).

También es interesante ver que, cuando Yeshúa murió, el velo del segundo templo (que separaba el Lugar Apartado del Lugar Más Apartado) se partió en dos de arriba a abajo, dejando el templo (por así decirlo) como una especie de tabernáculo gigante de David, sin separación entre los dos lugares.

Mattityahu (Mateo) 27:50-51
50 Y Yeshúa volvió a gritar con voz fuerte, y cedió Su espíritu.
51 Entonces he aquí, el velo del templo se partió en dos de arriba abajo; y la tierra temblaba, y las rocas se partieron…

Además, el Talmud Babilónico registra que durante los últimos 40 años antes de la destrucción del templo (desde la muerte de Yeshúa en el 30 d.C. hasta la destrucción del templo en el año 70 d.C.) las puertas del templo se abrían por sí solas, como señalando que Yahweh quería eliminar las barreras y obstáculos entre Él y el pueblo.

Nuestros rabinos enseñaron: Durante los últimos cuarenta años antes de la destrucción del Templo, la porción [Para el Señor (sic)] no salió en la mano derecha; ni la correa de color carmesí se volvió en blanca; ni brilló la luz más occidental; y las puertas del Hekal [Templo] eran abiertas por sí mismas, hasta R. Johanán b. Zakkai los reprendió, diciendo: Hekal, Hekal, ¿Por qué serás tú el más alarmante?
[Babylonian Talmud Tractate Yoma 39b]

Un lugar de alabanza y adoración

Todavía tenía que haber un sacerdocio en la tienda de David, pero el pueblo era libre de entrar en la tienda y ofrecer alabanza y adoración directamente delante del Arca (que simboliza a Yeshúa).

Tehilim (Salmos) 27:6
6 Y ahora mi cabeza será levantada por encima de mis enemigos a mi alrededor; Por lo tanto, ofreceré sacrificios de gozo en Su tabernáculo; cantaré, sí, cantaré alabanzas a Yahweh.

También había todo tipo de instrumentos musicales.

Tehilim (Salmos) 150:1-6
1 ¡Alabado sea Yahweh! Alabado sea Elohim en Su santuario; ¡Alabado sea en Su poderoso firmamento!
2 Alabado sea por Sus poderosos actos; ¡Alabado sea Su excelente grandeza!
3 Alabado sea con el sonido de la trompeta; ¡Alabado sea con el laúd y el arpa!
4 Alabado sea con pandero y danza; ¡Alabado sea con instrumentos de cuerda y flautas!
5 Alabado sea con platillos resonantes; ¡Alabado sea con platillos de júbilo!
6 Que todo lo que tiene aliento alabe a Yahweh. ¡Alabado sea Yahweh!

Muchos de los Salmos fueron escritos para el Tabernáculo de David. Debido a que el servicio se centró en la alabanza y la adoración, el Espíritu estaba más gozoso allí.

En el tabernáculo del Rey David, el pueblo ofrecía sacrificios de gozo (Salmos 27:6 hacia adelante). Además, aplaudían y aclamaban.

Tehilim (Salmos) 47:1
1 ¡Oh, aplaudan, todos ustedes! ¡Aclamen a Elohim con voz de triunfo!

Levantaban sus manos en adoración en el santuario, y bendecían a Yahweh.

Tehilim (Salmos) 134:2
2 Levanten sus manos en el santuario, y bendigan a Yahweh.

También bailaban.

Tehilim (Salmos) 149:3
3 Alaben Su nombre con danza; Canten alabanzas con el pandero y el arpa.

Y debido a que estas cosas eran apropiadas en el tabernáculo de David, también son apropiadas en nuestros servicios.

Reuniendo a los Efraimitas Gentiles

Muchos de los Salmos fueron escritos para la tienda de David, y los salmistas también mencionan cómo los gentiles entrarían en el Reino de Elohim, ya que no había más separación entre el Arca de Elohim y la humanidad. Aquí hay dos ejemplos:

Tehilim (Salmos) 18:49
49 Por tanto, te daré gracias, Yahweh, entre los gentiles, y cantaré alabanzas a Tu nombre.

Tehilim (Salmos) 117:1
1 ¡Alaben a Yahweh, todos ustedes Gentiles! ¡Alábenlo, todos ustedes!

Salmos 47:8-9 también menciona a los príncipes del pueblo del Elohim de Abraham reunidos. Debido a que esto está en plural, habla de más de una nación que se reunía delante de Él.

Tehilim (Salmos) 47:8-9
8 Elohim reina sobre las naciones; Elohim se sienta en Su trono apartado.
9 Los príncipes del pueblo se han reunido: El pueblo del Elohim de Abraham. Porque los escudos de la tierra pertenecen a Elohim; Él es grandemente exaltado.

Y debido a que más de una nación se reunió delante de Él, significa que el Tabernáculo de David (es decir, el cuerpo de Yeshúa, Israel Nazareno) crecerá hasta que haya llegado a los cuatro rincones de la tierra. Y entonces, Isaías nos dice que el Mesías gobernará sobre toda la tierra, desde la tienda de David (es decir, Israel Nazareno).

Yeshayahu (Isaías) 16:5
5 “En misericordia se establecerá el trono; Y Uno se sentará en él en verdad, en el tabernáculo de David, Juzgando y buscando justicia y apresurando la rectitud.”

Y como hemos visto en muchos otros lugares, cuando las Escrituras hablan del Mesías gobernando y reinando sobre la tierra, lo que esto realmente significa es que nosotros, como cuerpo de Yeshúa, estaremos llevando a cabo el gobierno y reinando por Él. Esto se debe a que después de la Séptima Trompeta, cuando Babilonia caiga, el reino y el dominio, y la grandeza de los reinos bajo todo el cielo, se darán al pueblo, a los santos del Altísimo (es decir, Israel Nazareno), y sin embargo esto todavía califica como todas las personas que le sirven y le obedecen.

Daniel 7:27
27 Entonces el reino y el dominio, y la grandeza de los reinos debajo de todo el cielo, serán entregados al pueblo, a los apartados del Altísimo. Su reino es un reino eterno, y todos los dominios le servirán y le obedecerán.

Lo que esto significa es que nuestro foco debe estar en volver a establecer el Tabernáculo de David, para que el resto de la humanidad tenga un lugar donde puedan buscar a Yahweh, incluso para todos los Efraimitas Gentiles que regresan y que son llamados por Su nombre, para complacer a Yahweh.

Ma’asei (Hechos) 15:14-17
14 Shimón ha contado la manera en que Elohim visitó al principio a los gentiles, para sacar de ellos un pueblo para Su Nombre.
15 Y con esto concuerdan las palabras de los profetas, tal como está escrito:
16 “Después de esto volveré y reconstruiré el tabernáculo caído de David; Reconstruiré sus ruinas, y las levantaré;
17 para que el resto de la humanidad busque a Yahweh, y todos los gentiles sobre los cuales es invocado Mi Nombre, dice Yahweh, que hace todas estas cosas”.

Podemos hacerlo centrándonos en la Gran Comisión y el Ministerio Quíntuple. Si extendemos la verdadera adoración de Yeshúa a los cuatro rincones de la tierra con gozo y amor, entonces nosotros y nuestros hijos, eventualmente, gobernaremos y reinaremos por nuestro Rey, como Su cuerpo. Y los pueblos podrán ser llevados a la fe a través de la alabanza y la adoración gozosa, y el canto Hebráico y la danza. Y en el camino aprenderán a guardar la Torah.

Después del Armagedón y la Gran Cosecha, la orden de Melquisedec se fusionará con la orden Levítica (Isaías 66:20-21), y se construirá el templo de Ezequiel (Ezequiel 45-46). Curiosamente, la ley de sacrificio para el templo de Ezequiel será ligeramente diferente de la ley de sacrificio para el Tabernáculo de Moshé, aunque los preceptos seguirán siendo los mismos. Pero en este momento, esos asuntos son preocupaciones futuras. En este momento nuestro trabajo no es sólo sobrevivir al próximo Nuevo Orden Mundial y la Gran Tribulación, sino también expandir el reino de Yeshúa en el proceso. Y esto lo podemos hacer siguiendo los principios del Tabernáculo de David.

If these works have been a help to you and your walk with our Messiah, Yeshua, please consider donating. Give