Chapter 4:

¿Dónde se Ordena la Primavera?

[Estudio adaptado del video «¿Dónde se Ordena la Primavera?«, de la serie Estableciendo la Cabeza del Año].

Me gustaría preguntarte, ¿has oído alguna vez decir: «Todavía no puede ser la época de Pésaj, porque todavía no es primavera»? Lo que tenemos que preguntarnos es si ¿es la tradición del hombre? ¿O proviene de la Escritura?

(Traducción del título de la imagen superior: ¿Podría ser Jag HaMatzot (Panes sin Levadura) la próxima semana?).

Fui llamado al movimiento de las Raíces Hebreas en 1999, y en ese momento me enseñaron que hay dos estaciones principales en la tierra de Israel. Primero llega el invierno, que es más frío y húmedo, y llueve aproximadamente la mitad de la semana. Luego llega el momento del equinoccio de primavera, el cambio de estación, que tiene lugar normalmente alrededor del 20 o 21 de marzo, según el año. Y después del equinoccio llega el verano, cuando las cosas son generalmente más calientes y mucho más secas. Pero tradicionalmente, en torno a los equinoccios de primavera y otoño (el de primavera se produce en torno al 20 o 21 de marzo y el de otoño en torno al 20 o 21 de septiembre) se produce un bonito cambio de estación. Hay unas tres semanas en las que el tiempo es muy agradable, y ese tiempo de mangas cortas y todo eso es realmente un momento muy agradable para estar en la tierra de Israel.

Tradicionalmente, al menos según los rabinos, las fiestas tienen lugar durante o alrededor de estas tres semanas de transición tan agradables, en torno a los equinoccios de primavera y otoño. Se considera una bendición que Yahweh da a su pueblo. Es decir, se supone que Pésaj y la gavilla mecida tienen lugar alrededor del Equinoccio de Primavera (de nuevo a partir del 20 o 21 de marzo), que es cuando se cree que comienza la temporada Y, de nuevo, en otoño, se cree que la «temporada de fiestas de otoño» tiene lugar en torno a la misma época general, alrededor de los equinoccios. Pero preguntémonos: ¿es una tradición de hombres? o ¿dónde se ordena la «primavera» en las Escrituras?

Muchos grupos diferentes creen en la importancia del papel que desempeña la tradición en la celebración de las fiestas, pero en Israel nazareno creemos más bien que lo más importante es obedecer lo que dicen las Escrituras. Por eso, en nuestro estudio “Cebada Aviv Simplificada” hemos visto que la Escritura nos dice que declaremos la Cabeza del Año Nuevo (en Hebreo llamado Rosh Hashaná) en el momento en que veamos la primera astilla de la luna nueva, y que podremos ofrecer la primera gavilla de cebada aviv (que estamos definiendo como cebada de masa media) 15 a 21 días después, en el día de la Ofrenda de la gavilla mecida (llamada en Hebreo Yom Hanafat Haomer). Este es un momento muy importante. Esta gavilla mecida es un símbolo de Yeshúa. Yeshúa fue presentado y eso despejó el camino para el resto de la cosecha. La presentación de la gavilla mecida complace a Yahweh. Entonces Yahweh santifica la cosecha, y esto despeja el camino para el resto de la cosecha. Ahora preguntémonos, «¿dónde está la primavera en esto?»

En este estudio vamos a ver otros cuatro calendarios que nos dicen que hay un requisito de primavera antes de que pueda comenzar el año nuevo. Vamos a ver el calendario Judío rabínico (o lo que se llama el calendario de Hillel II). También vamos a ver el Calendario del Equinoccio. Vamos a ver el Calendario Sabático Lunar. Y por último, pero no por ello menos importante, también vamos a echar un vistazo al Calendario Caraíta (o lo que podría llamarse el Calendario Saduceo); todos estos cuatro calendarios incluyen la primavera en sus cálculos.

El calendario Judío rabínico (o de Hillel II) fue creado por el rabino Hillel HaNasi, que vivió alrededor de 320-385 d.C., un poco después de la época del emperador Constantino. Este calendario se finalizó alrededor del 922-924 d.C., y se creó originalmente porque a los Judíos se les prohibió la entrada a la tierra de Israel. Por lo tanto, ya no podían declarar la Cabeza del Año basándose en la condición de la cebada aviv en la tierra de Israel. Tuvieron que crear una forma de aproximar matemáticamente la maduración de la cebada aviv en la tierra de Israel. Se trata de un calendario matemático y precalculado que en realidad es muy brillante, teniendo en cuenta la época en la que fue creado. De hecho, ¡Es increíble lo bueno que es! No es del todo exacto, pero teniendo en cuenta la cantidad de tiempo que ha estado en uso, es bastante sorprendente, y de hecho todavía está en uso hoy en día. Pero hay algunos problemas con el calendario rabínico Judío Hillel 2.

Una cuestión importante es que los rabinos han creado una regla según la cual Pésaj no puede tener lugar antes del Equinoccio de Primavera (o Vernal). En otras palabras, los rabinos tienen la regla de que el Pésaj rabínico no puede tener lugar antes de la primavera. Es decir, el Pésaj rabínico no puede tener lugar en invierno cuando todavía hace frío. Sino que más bien, al menos según los rabinos, tiene que estar caliente. Sin embargo, Yahweh nunca dice eso y si nos guiamos por las reglas que Yahweh nos dio en las Escrituras, a veces Pésaj sí tiene lugar antes de la primavera. Ahora bien, es importante señalar que incluso los rabinos admiten que éste no es un calendario correcto, y quieren volver al calendario original de la cebada aviv. De hecho, el jefe del Sanedrín, el rabino Hillel Weiss, me ha confesado que quieren volver al calendario original de la cebada aviv, pero que no saben cómo conseguir que la gente lo haga (pero ese es otro tema en sí mismo).

El segundo calendario que vamos a estudiar es el Calendario del Equinoccio. Este calendario, a veces incluye la cebada, y a veces no incluye la cebada. Pero este calendario supone que el año vuelve a empezar sólo después del equinoccio de primavera, y el equinoccio es cuando el día y la noche tienen la misma duración. Esto ocurre en primavera, normalmente entre el 20 y el 21 de marzo, y de nuevo en otoño, entre el 20 y el 21 de septiembre. Hablamos más sobre las trampas y los errores en esto en Estudios Escriturales Nazarenos, Volumen Dos en el estudio llamado «El Error del Equinoccio«. Hay un gran número de cosas equivocadas con este calendario, y uno de los grandes errores es en lo que respecta a la adición de la primavera. Eso va en contra de las Escrituras.

Yahweh nos advierte muy claramente en Deuteronomio 4, versículo 2, diciendo:

Devarim (Deuteronomio) 4:2
2 «No añadirás a la palabra que te mando, ni le quitarás, para que guardes los mandamientos de Yahweh tu Elohim que te mando».

Es decir, no los mandamientos que modificas, no los mandamientos que retocas por ti mismo, sino que quiero que guardes los mandamientos que te digo que hagas, como te digo que los hagas. De nuevo, dice en Deuteronomio 12 y en el versículo 32:

Devarim (Deuteronomio) 12:32
32 «Todo lo que Yo os mande, tened cuidado de cumplirlo; no le añadiréis ni le quitaréis nada».

Esto es precisamente lo que ocurre cuando nos ponemos a añadir el requisito de la primavera o el equinoccio de primavera al sistema de calendario.

Cuando miramos qué tipo de cosas podrían añadirse al calendario, Yahweh nos advierte en el capítulo 4 de Deuteronomio y en el versículo 19; Él dice:

Devarim (Deuteronomio) 4:19
19 «Y ten cuidado [¡significa que tengas mucho cuidado! ¡Significa que pongas atención!], no sea que alces tus ojos al cielo, y al ver el sol, la luna y las estrellas, todo el ejército del cielo, te sientas impulsado a adorarlos y a servirlos, que Yahweh tu Elohim ha dado en herencia a todos los [otros] pueblos bajo todo el cielo.»

En otras palabras, Yahweh ha dado estas cosas a las naciones goy (gentiles) del mundo. Él no quiere que Su pueblo Israel preste atención o base sus calendarios en el sol, la luna y las estrellas, excepto en la forma en que Él les dice.

Hay una máxima muy antigua en el Judaísmo que es: «Sea de quién sea el calendario que guardes, ése es al que adoras». Si lo pensamos bien, es un dicho verdadero. Si eso es cierto (y lo es), debemos preguntarnos por qué hacemos lo que hacemos. ¿Estamos haciendo las cosas que hacemos específicamente porque Yahweh dijo que lo hiciéramos, o es que sólo pensamos que estamos siguiendo lo que Yahweh dijo que hiciéramos, pero secretamente tenemos algunas otras razones espirituales ocultas de las que quizás no seamos conscientes? Estas son las preguntas que debemos hacernos.

Veamos lo que ocurrió en Éxodo 32 y el versículo 5 con el pecado del becerro de oro. Aharón hizo que los hijos de Israel rompieran los pendientes de oro que tenían en sus orejas y lo moldeó y convirtió en un becerro de oro.

Shemot (Éxodo) 32:5
5 «Cuando Aharón lo vio, construyó un altar ante él y Aharón hizo una proclama y dijo: «¡Mañana es una fiesta para Yahweh!»

Fíjate en lo que ha dicho, porque es muy importante. Aharón pensó que estaba honrando a Yahweh, pero Yahweh no se sintió honrado, porque Aharón no hizo lo que Yahweh le dijo que hiciera. Esa es la diferencia. Aharon añadió algo.

Estamos hablando de añadir cosas a la Escritura. Tenemos un estudio en Estudios Escriturales Nazarenos, Volumen Dos donde hablamos del Sábado lunar en detalle y todas las cosas que están mal con él en un estudio llamado «El Error del Sábado Lunar«. Todos sabemos que en Génesis, Elohim trabajó durante seis días para crear los cielos la tierra, el mar y todo lo que hay en ellos, y luego descansó en el séptimo día. Y luego, en el capítulo 2 del Génesis y el versículo 3 vemos que dice:

Bereshit (Génesis) 2:3
3 «Elohim bendijo el séptimo día y lo apartó porque en él descansó de toda su obra que Elohim había creado y hecho».

Hay muchos testimonios diferentes a lo largo de la Escritura sobre este concepto de trabajar durante seis días y luego descansar. Por ejemplo, al recoger el maná en Éxodo 16 y el versículo 26, Yahweh dice a los hijos de Israel:

Shemot (Éxodo) 16:26
26 «Seis días lo recogerás, pero el séptimo día, en Shabat, no habrá nada».

El concepto básico es que se trabaja durante seis días, y luego se toma un descanso, y el séptimo día es el Shabat. Está ahí mismo en las Escrituras; es muy claro. Pero la gente del sábado lunar no lo ve así. La gente del sábado lunar tiene un concepto completamente diferente. En el concepto del sábado lunar dirían: «¡No, no, no! ¡Ustedes no entienden! ¡Yahweh no quiere decir que se cuente hasta siete y se descanse cuando lo dijo, lo que realmente quiso decir es que se mire en el cielo la fase de la luna!» No se pueden inventar estas cosas. Y es sorprendente la cantidad de gente que se adhiere a este concepto; ¡no deja de sorprenderme la cantidad de gente que se lo cree!

La gente del sábado lunar nos diría que este es un sábado cuando no se puede ver la luna nueva, y este es otro sábado cuando la luna está medio llena, y este es otro sábado cuando la luna está llena, y aquí hay otro sábado cuando la luna vuelve a estar medio llena. Luego volvemos a otro sábado cuando la luna de nuevo no está llena.

Aquí hay varios problemas. Una es que esto no es lo que Yahweh dijo que hicieramos. Y otro problema es que se tarda más, matemáticamente es imposible. La luna tarda de media, más o menos, unos 29,5 días en orbitar alrededor de la tierra, y este 29,5 no se divide uniformemente entre siete. Si se divide por cuatro, se obtiene una media de 7,375 días. ¡No hay manera de conseguir que funcione limpiamente por sietes! Por ejemplo, veamos aquí un mes promedio. Aquí está una de esas fases lunares.

Dirían que esto es un sábado (el día 30). Luego contamos uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete y ocho días para llegar al siguiente sábado (día 7, luna llena), y tienes una semana de ocho días.

Entonces seguimos uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete días (hasta el último cuarto, día 14) (y volvemos a tener una semana de siete días, lo cual es bueno).

Luego seguimos uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete días (hasta la luna nueva, el día 21(aquí hay otra semana de siete días, lo cual está bien).

Pero luego uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis, siete y ocho días (de nuevo para llegar al siguiente sábado, el día 29 del primer cuarto).

Si se trata de un mes de 29 días, tienes tres semanas que tienen siete días, y debes tener una semana que tiene ocho. O, en este ejemplo concreto, tienes dos semanas de ocho días y dos semanas de siete. Pero matemáticamente esto no funciona. Intentan resolverlo, pero hay demasiados problemas. Si estás interesado, por favor lee el estudio «El Error del Sábado Lunar» en Estudios Escriturales Nazarenos, Volumen Dos.

Algunas versiones del sábado lunar utilizan la cebada y otras no, pero suelen añadir el requisito del equinoccio de primavera para comenzar el año.

De nuevo, estamos hablando en el contexto de añadir cosas al calendario que Yahweh dice que no están ahí. Teniendo esto en cuenta, por último, pero no por ello menos importante, lleguemos al calendario Caraíta (o lo que podría llamarse el calendario Saduceo). Si hablas con los Caraítas, ellos te dirán que su calendario es el calendario original que le fue dado a Moshé (Moisés) en el desierto del Sinaí. Pero esto no es así. Explicamos lo que es ese calendario original en nuestro estudio, “Cebada Aviv Simplificada”.

Hay mucha información, pero lo que es importante entender aquí es que la cebada aviv se define como la cebada que es «tierna, joven y verde», porque lo que Yahweh quiere que hagamos es que le llevemos la primera gavilla de cebada, (para presentarle lo primero y lo mejor), como en Génesis, para que entonces pueda santificar la cosecha y bendecirla y, entonces, esto despeja el camino para el resto de la cosecha. Y estamos definiendo la cebada aviv como la cebada que es lo que se llama masa media. Todavía no está dura. Todavía es tierna, todavía es joven, todavía está un poco verde, aunque hay algo muy sustancial en él.

Pues bien, los Caraítas tienen un concepto muy diferente, y por ello tienen una definición completamente distinta. Lo que los Caraítas quieren hacer es esperar hasta que la mayor parte de la cosecha en Israel ya esté dura y marrón y madura antes de declarar la cosecha, antes de declarar Aviv. Esto se debe a que los Caraítas quieren tomar la cosecha antes que la gavilla (para despejar el camino para la cosecha), van a seguir adelante y traer la cosecha, y luego traer una gavilla de esa cosecha al sacerdote. Ese es su concepto, por lo que la gavilla de cebada que traerán será marrón y madura. Eso es lo que ellos pretenden.

Algunos factores más confusos que añadir a la ecuación son que el término aviv significa primavera en Hebreo moderno, pero esa no es la definición original. La definición original de aviv es «tierno, joven y verde». Estamos hablando de cosas que se añaden, porque cuando cambias la definición es como si sumaras y quitaras a la definición original y terminas añadiendo una definición diferente. No estamos diciendo que los Caraítas utilicen esta definición porque no lo hacen. Pero, ¿es posible que esta definición haya influido en el pensamiento de ciertos grupos de personas? No lo han dicho exactamente, pero los Caraítas parecen creer que el término aviv se refiere al momento más temprano en que se pueden cosechar los campos enteros de cebada, y según su entendimiento eso tiene lugar en primavera porque dicen que no puede tener lugar en invierno. Fíjate en la suposición que hay aquí. Suponen que tiene que ser primavera antes de poder declarar la cebada aviv. O para decirlo en otros términos, asumen que debe ser después del equinoccio de primavera antes de poder declarar la cebada aviv.

Ahora bien, hablamos de cómo la teología Caraíta viola las Escrituras, y viola el ejemplo de Yeshúa en nuestro estudio, “No Debemos Romper Deuteronomio 16:9”. (Si no has leído este estudio, te recomiendo encarecidamente que lo hagas, tiene un montón de información valiosa).

Pero veamos cómo se aplica a este año. Hay un equipo de búsqueda de cebada muy popular que está dirigido por una Caraíta, se llama Devorah ‘s Date Tree y está dirigido por una Caraíta llamada Devorah Gordon. Es muy clara en decir que no es una representante oficial, simplemente dirige lo que ella llama un equipo interreligioso de búsqueda de cebada y luna nueva. No tenemos ningún problema con su informe sobre la luna nueva. Su nuevo informe es excelente, y también documenta bastante bien lo que encuentra en cuanto a la cebada. La dificultad es que tiene una definición de cebada diferente a la de Strong. Tiene una definición diferente y una comprensión distinta de lo que es la cebada aviv, y de lo que se trata. Creemos que tiene que ver con sumar y restar.

Devorah’s Date Tree ha ridiculizado públicamente la idea de que la cebada puede ser aviv antes del equinoccio de primavera (antes del 20 o 21 de marzo). No lo han dicho explícitamente, pero creemos que la razón por la que lo ridiculizan es porque, al menos a su entender, la mayoría de los campos tienen que estar maduros para la cosecha. Quieren traer primero la cosecha y luego la gavilla mecida. Eso significa que los campos tienen que estar maduros para la cosecha y eso suele ocurrir después del equinoccio de primavera.

Ahora hagámonos la pregunta, y no quiero decir nada negativo, no quiero decir nada malo, pero hagámonos la pregunta: ¿es posible que la verdadera razón por la que los Caraítas ridiculizan la idea de que la cebada puede ser aviv antes del equinoccio de primavera tenga algo que ver con el equinoccio de primavera? No quiero decir nada radical, y no quiero hacer ninguna acusación falsa. Pero sólo quiero hacer la pregunta.

Veamos algunas de las cosas que dice Devorah’s Date Tree. Está repasando ejemplos de Preguntas Frecuentes (o está parafraseando). Y dice:

(Preguntas Frecuentes)
¿Podría comenzar el nuevo año el próximo mes? Como he aludido en mi párrafo inicial, aquí todavía es invierno, y llovió toda la semana pasada».
[Devorah’s Date Tree].

¡Porque eso es lo que ocurre en Israel en los inviernos! Llueve en invierno y no llueve en verano. Ella está diciendo «¡aún es invierno aquí!» En otras palabras, está diciendo «Todavía no es primavera». Ahora bien, sólo como pregunta, no quiero decir nada malo, no quiero decir nada radical pero sólo como pregunta ¿no es lo mismo que decir que aún no ha pasado el equinoccio de primavera? ¿Y dónde se ordena la primavera en las Escrituras? Y da otra de las preguntas más frecuentes: ¿qué tal el tiempo? porque es un indicador de la primavera. Dice que el primer día empezaba a hacer calor, pero que el segundo día de su inspección volvió a hacer frío. Fíjate, ¿no es su suposición aquí que debe hacer calor como en Israel en verano? ¿Es decir, después del equinoccio de primavera, o si no hace calor la cebada no puede ser aviv y por lo tanto no puede ser Pésaj? Es sólo una pregunta que me hago.

A la luz de esto, consideremos de nuevo lo que los rabinos enseñan. Tradicionalmente, según las tradiciones y enseñanzas de los hombres, enseñan que hay dos estaciones en Israel. Esa parte es cierta, generalmente hay invierno y generalmente hay verano. El invierno suele ser frío, y generalmente llueve la mitad de la semana, y luego llega el equinoccio de primavera, generalmente alrededor del 21 de marzo (el 20 de marzo de este año). Luego llega el verano, que es caluroso y seco.

Y, de nuevo, hay dos estaciones muy suaves alrededor de los dos equinoccios, y muchos rabinos enseñan que las fiestas siempre tienen lugar alrededor o después de estos dos equinoccios de primavera y otoño. De hecho, muy a menudo se puede escuchar la frase «las fiestas de primavera y otoño», aunque ese término en particular no se utiliza en ninguna parte de las Escrituras. Pero, ¿es eso lo que dicen las Escrituras?

Miremos Juan 18 de Juan y el versículo 18, estamos hablando del momento del sacrificio de Yeshúa que sabemos que tuvo lugar en Pésaj. Y dice:

Yojanán (Juan) 18:18
18 «Los criados y los oficiales que habían encendido un fuego se quedaron allí, porque hacía frío, [lo que significa que todavía estaban en invierno] y se calentaron. Y Pedro se quedó con ellos , calentándose».

Lo que esto significa es que en Pésaj puede hacer frío, porque puede ocurrir en invierno. No tiene por qué ser primavera. No es necesario que pase el equinoccio de primavera para que sea Pésaj.

Veamos ahora lo que ha ocurrido en este año concreto. Tal vez estés viendo esto en un año futuro, pero imagina que vuelves al cruce del 2020 y 2021. Tuvimos un tiempo muy extremo (lo que ocurre a veces). Alrededor de diciembre del 2020 tuvimos unas seis semanas de sol, y fue intempestivamente cálido en la tierra de Israel. En 2021 volvió el frío. Lo que ocurre cuando hay este clima la cebada avanza. La cebada en la tierra de Israel madura en un período de dos o tres meses, más o menos. Así que, cuando tuvimos este clima cálido, la cebada empezó a madurar, empezó a avanzar.

Las primeras partes de la cebada alcanzaron lo que podríamos llamar un «punto de no retorno», y entonces llegó el frío, y la cebada más tardía se retrajo. No sé si lo has observado alguna vez, pero en primavera si hay una racha de calor los brotes empiezan a salir, y luego si vuelve el frío las plantas retraen los brotes, los brotes vuelven a entrar. Pero una vez que han llegado a un punto de no retorno, una vez que los brotes se abren, comienza la floración. Las plantas se han comprometido y entonces no retrocederán, seguirán empujando hacia adelante tratando de hacer sus semillas, (hacer sus bebés y procrear y continuar la siguiente generación, continuar).

Pero este año han ocurrido cosas muy interesantes. Tuvimos un período de seis semanas de calor inusual en diciembre y quizás en enero. Primero hizo un calor inusual y luego volvió a hacer frío.

Una hermana llamada Becca Biderman encontró lo que podría llamarse un brote temprano. Esta cebada que se había comprometido había pasado el punto de no retorno. Encontró este brote temprano de cebada aviv el 6 de febrero. Obsérvese que esto es un mes y medio antes del equinoccio de primavera del 20 de marzo del 2021. Había muchos factores interesantes en este campo en particular, muchos factores muy interesantes, se podía ver la mano de Yahweh en todo esto.

Pero Devora’s Date Tree inspeccionó el campo, y dijeron que no había cebada aviv, porque lo que ellos querían ver no era la primera gavilla de cebada para presentarla al sacerdocio. Lo que querían ver eran campos enteros de cebada, por lo que (debido a su sesgo de observador) miraban más allá del primer brote. Y se puede ver como al hacer sus inspecciones, estaban mirando sólo el segundo brote. No quiero decir que hayan ignorado conscientemente el primer brote pero es como si no pudieran ver el primer brote porque no es lo que estaban buscando. Es muy interesante, si se sabe lo que se está viendo, observar esas inspecciones.

Luego, el 22 de febrero (aproximadamente un mes antes del equinoccio del 20 de marzo) Becca Biderman y su asistente Cindy, se dirigieron al sur de Re’im en Israel y encontraron un segundo testigo del brote temprano de cebada aviv. Devorah’s Date Tree llegó a ese mismo campo, lo cual es muy interesante porque Becca inspeccionó esos campos y Devorah vino justo detrás de ella, y dijo que no había cebada aviv. La razón por la que lo hizo, de nuevo, es porque estaba buscando campos cosechables que sólo se producen después del equinoccio de primavera, en general.

Con esto en mente, hablemos de ciertos errores de traducción. ¡Unos errores de traducción muy interesantes! En Génesis 1 y el versículo 14, hay un pasaje que mucha gente utiliza como un supuesto texto de prueba para el calendario del equinoccio o el calendario del sábado lunar. Es muy interesante ver esto. Hablan de cómo las cosas se pierden a menudo en la traducción. Es muy interesante porque este verso se lee de manera muy diferente en el Hebreo que en el español, y en muchos otros idiomas. Analicemos bien este versículo. En Génesis 1 y el versículo 14, vamos a ir con la versión New King James, aquí la traducción estándar, dice:

Bereshit (Génesis) 1:14 RVR
14 Entonces Elohim [o Dios como dirían ellos] dijo: «Que haya luz en el firmamento de los cielos para separar el día de la noche; y que sean para señales y para estaciones y para días y para años.»

Ahora el término estaciones se refiere a la primavera, el verano, el otoño y el invierno, y eso se basa en sus solsticios y sus equinoccios. Cuando se lee este versículo en español se dice «que el sol, la luna y las estrellas sean para las señales y las estaciones», es decir, la primavera. Volvamos al Hebreo.

En el Hebreo esa palabra de ahí es ‘u-le-mo-a-dim’. «U» es sólo y, «le-mo-ad-im», «-im» es plural, y «mo-ad» (moed, o mo-a-dá).

El término si lo buscamos es el Strong H4150 «mo’ed» y lo que significa es específicamente «un festival», es «un tiempo señalado». propiamente «una cita», es decir, un tiempo fijo, o una temporada, pero específicamente «una fiesta o un festival». Cuando miramos eso hay otra traducción, la versión del Instituto para la Investigación de las Escrituras dice:

Bereshit (Génesis) 1:14 ISR
14 «Y Elohim dijo: Que vengan luces a la expansión de los cielos para separar el día de la noche, y que sean para señales y tiempos señalados [refiriéndose a mo’edim, es decir, fiestas], y para días y años…»

Observa que no se mencionan las estaciones, sólo las fiestas. Entonces, ¿dónde está la «primavera» en este verso?

Empezaríamos a añadir cosas como la primavera para justificar la teoría del sábado lunar o la teoría del equinoccio o quizás la doctrina Caraíta de los campos cosechables. Debemos considerar de nuevo debido a pasajes como Deuteronomio 4 y el versículo 2, donde Yahweh dice:

Devarim (Deuteronomio) 4:2
2 «No añadirás a la palabra que te mando, ni quitarás [cualquier cosa]…»

Porque si hacemos eso, no somos capaces de cumplir los mandamientos de Yahweh nuestro Elohim que nos ordena porque estamos haciendo lo nuestro. Por eso nos dice que tengamos cuidado de hacer lo que nos manda, y que no añadamos nada, ni quitemos nada.

Fíjate que dice «¡atención!». ¡Quiere decir que tengas cuidado! ¡Pon atención, ten mucho cuidado! Porque si no tienes cuidado, si no estás vigilando, vas a levantar tus ojos al cielo y vas a ver el sol, la luna y las estrellas y todo el ejército del cielo. Y si no tienes cuidado, te vas a sentir impulsado a adorarlos y servirlos. Cuando dice «servirlos» tenemos un estudio sobre esto en «Sobre el Servicio» » en el estudio El Calendario de la Torá.

Lo que significa en Hebreo es que cualquier cosa que sea tu razón para hacerlo, eso es lo que significa el servicio. Si estás modificando tu calendario basado en el equinoccio, entonces a los ojos de Yahweh estás sirviendo al equinoccio. Eso es lo que significa, por eso es tan importante prestar atención, específicamente a lo que Yahweh dice que hay que hacer.

Ahora preguntémonos, de acuerdo con esta verdadera y antigua máxima Judía, que dice que «Sea de quién sea el calendario que guardes, ése es al que adoras». ¿Mantienes el calendario Caraíta? ¿Mantienes el calendario Saduceo?

Preguntémonos por qué hacemos lo que hacemos. ¿Hacemos lo que hacemos porque hemos sido muy, muy cuidadosos con la palabra de Yahweh, y estamos siguiendo exactamente lo que Él dijo que hiciéramos? ¿O hemos añadido algo? Y si hemos añadido algo, ¿significa que sólo pensamos que estamos haciendo lo que Yahweh dijo que hiciéramos, pero realmente, hemos añadido algo, porque tenemos alguna otra razón espiritual en nuestro corazón?

A la luz de esto, preguntémonos de nuevo, ¿dónde se ordena la primavera en las Escrituras?

If these works have been a help to you in your walk with Messiah Yeshua, please pray about partnering with His kingdom work. Thank you. Give